El signo zodiacal Virgo

Por lo general Virgo hace poco revuelo a su persona, por lo que sus verdaderas cualidades sólo se aprecian en una segunda mirada. Lo que hace que dichas cualidades sean mejor valoradas ya que son verdaderamente especiales. Por ejemplo cuando se trata de puntualidad. Cuando un nacido Virgo se ha comprometido con una cita, esta será cumplida y sólo en el caso de una emergencia será cancelada, por ejemplo si se quebró una pierna o se tiene que quedar en cama muerta de gripa. Su lema preferido y una de sus cualidades es el empeño. Mientras que para algunos colegas de Virgo, ya por el mediodía desean irse a casa, para Virgo continua arduamente el día de trabajo. Activa y sin descanso realiza todos sus desafíos y sólo queda satisfecho cuando el trabajo queda terminado hasta el último detalle. Su innata tendencia al perfeccionismo puede a veces convertirse en compulsión, no se perdona ningún error y así mismo a los demás. Generalmente los nacidos Virgo requieren de cierto tiempo para sentirse en confianza con los demás. Por naturaleza es más bien tímido, no expresa plenamente sus sentimientos, lo que lamentablemente le limita cuando se trata de contactos amorosos, pierde una que otra oportunidad de relacionarse. En lo que a sus ambiciones se refiere, Virgo es realmente modesto y poco exigente. No requiere el Penthouse en el sector más caro de la ciudad ni el coche más lujoso a la puerta. No es necesario, él puede vivir muy bien a menor escala, lo importante es que en su entorno exista el orden y la limpieza. Lo que no soporta Virgo es el desorden, suciedad y caos. Si se tiene suerte, inmediatamente toma la iniciativa para actuar y poner fin a todos los males. La oportunidad de que le ayude es grande ya que su buena disposición la lleva en la sangre.

Los comentarios están cerrados.